¿Y si…? (vuelvo a escribir)

EscritorioSeguimos de encierro voluntario. Vaya, es obligado, pero tiene sentido. O bien, no tiene sentido hacer otra cosa. Así que nos quedamos en casa. Después de once días, parece que vamos llegando a una estabilidad «emocional», a una rutina que poco a poco nos deja ver algunos ratos libres, que quizá (y sólo quizá) me permitan retomar la escritura, aunque sea sólo poco a poco.

Hoy he hecho una prueba. Una vez que los niños se han acostado, me he sentado delante del ordenador para ver cómo estaba mi última propuesta. Y vaya, he visto por dónde continuar. Como ya describí cuando hablaba de mi proceso de escritura, he añadido algunos párrafos a la línea de desarrollo de la historia, y he trabajado en un par de estos hasta conseguir cuatro o cinco páginas nuevas, incluso con un nuevo personaje para la trama.

De manera que vuelvo a mi plan de escribir (al menos) mil palabras por día. Apenas tres páginas en un libro «normal». Quizá, intentaré llegar a las diez mil palabras por semana. A día de hoy, nos quedan dos semanas de aislamiento, lo que puede suponer un empujón muy importante para mi siguiente libro de ficción. ¿Lo conseguiré?

Vaya, incluso aunque no lo termine durante este tiempo, sí que habré avanzado lo suficiente como para intentar presentarlo a algún concurso (como el Minotauro) este verano o, como alternativa, participar en el concurso de autores independientes de Amazon. ¿Qué será? Primero, vamos a ver cómo ha ido el progreso de aquí a mitad de abril… Eso sí, te dejo dos pistas:

  • El libro NO tendrá como tema principal una pandemia global, ni al maldito Covid-19. Eso quiero olvidarlo cuanto antes.
  • La novela SÍ será la continuación (aunque a cierta distancia…) de las dos anteriores, «Resurrección» (2017) y «Revolución» (2019), así que es el momento justo para que las leas, si no lo has hecho ya…
Facebooktwitterredditpinterestlinkedinmail
Marcar el Enlace permanente.

Comentarios cerrados.