El M1 me la va a liar…

EscritorioYa sabes que Apple ha cambiado sus procesadores en la última hornada de portátiles y ordenadores de sobremesa, a unos de diseño propio, dejando a Intel de lado. Según ellos, esto va a mejorar la forma de trabajar de sus usuarios, haciéndola más efectiva. Pero esto está trayendo problemas que, aunque no son muy importantes por ahora, sí pueden serlo en poco tiempo. Al menos, para mi.

Y es que yo tengo un Apple “viejo”, de 2012. Para lo que yo hago (mis libros, y edición fotográfica) es más que suficiente. No deja de ser un Intel i5, con 12Gb de RAM (ampliado hace un par de años desde los 4Gb originales). Pero la obsolescencia forzada desde Apple podría dejarlo “en la cuneta” muy pronto.

Por ejemplo, ya no puedo actualizar al último sistema operativo, sin saber exactamente por qué. Las novedades, correcciones y parches de seguridad que vayan apareciendo, ya no serán compatibles con mi “máquina”, salvo que sea algo muy grave que fuerce a Apple a sacar un parche para sistemas anteriores.

Pero hay un problema añadido. Como sabrás, salvo en el caso de MsWord, soy un convencido el uso de aplicaciones OpenSource. En mi ordenador no pueden faltar las últimas novedades de LibreOffice (sí, en paralelo a Word), GIMP, InkScape, Scribus, Photoscape… y solo recientemente estoy probando a editar video con Shotcut.

Ahora bien, ese cambio de procesador está obligando a “portar” todas esas aplicaciones al nuevo procesador. Esto será un proceso que, necesariamente, llevará su tiempo, y requerirá de programadores y desarrolladores con los conocimientos necesarios dentro de las diferentes comunidades OpenSource. De manera que comprar un ordenador nuevo equivalente (iMac de 21 pulgadas, con lanzamiento provisto en abril de 2021) podría no resolver mis problemas, si no es compatible a su vez con “mis” aplicaciones. Además de suponer un presupuesto muy importante que no puedo asumir en este momento.

De esta forma, últimamente estoy cuidando mucho mi equipo informático, tanto el ordenador como el disco duro en red (también “viejo” para el estándar actual, un Synology 211j – ya van por el modelo Synology DS220j), donde hago mis copias de seguridad de “Time Machine” y almaceno los archivos de mis libros terminados – y casi 80,000 fotos.

Además, estoy guardando versiones de los instalabas de estas aplicaciones OpenSource, para el caso de que deba hacer una limpieza a fondo de mi ordenador. Aunque la comunidad OpenSource es muy disciplinada y guardan copias de todas las versiones anteriores, nunca está de más tener una copa a mano. En el peor de los casos, ya tengo localizada alguna tienda que vende “Macs” de modelos anteriores, de manera que podría continuar trabajando con mi configuración actual relativamente rápido, sin tener que hacer un desembolso importante.

Pero, hasta que todas las aplicaciones que utilizo estén portadas al nuevo procesador M1, y hasta que pueda permitirme este cambio por el lado económico, seguiré con mi viejo Mac, mano a mano, publicando nuevos contenidos y colaborando con otros autores… Me da mucha pereza cambiar a Windows (a pesar de que lo uso en mi trabajo “de verdad”), y no consigo encontrar una versión de Linux que me proporcione una experiencia de usuario similar a la actual en Mac… ¡Yo sólo quiero escribir y hacer diseño gráfico!

Eso sí, espero que este viejo “Mac” aguante unos años más…

Facebooktwitterredditpinterestlinkedinmail
Marcar el Enlace permanente.

Comentarios cerrados.